1 1

1. Peso: Los platos de vidrio termoendurecido son más ligeros que los platos de porcelana, lo que los hace más fáciles de manejar y transportar.
2. Calor: Los platos de vidrio termoendurecido no se calientan con el calor, por lo que son ideales para servir alimentos calientes.
3. Durabilidad: Los platos de vidrio son más resistentes a los arañazos y los golpes, lo que los hace más duraderos que los platos de porcelana o melamina.
4. Fácil de limpiar: Los platos de vidrio son fáciles de limpiar y no absorben olores ni sabores, lo que los hace ideales para platos de dulces o alimentos con salsas.
5. Multiusos: Los platos de vidrio son versátiles y se pueden utilizar tanto para servir comida caliente como fría.
6. Estética: Los platos de vidrio son elegantes y ofrecen una presentación atractiva de los alimentos, lo que los hace ideales para cenas formales o eventos especiales.
7. No tóxicos: Los platos de vidrio no contienen BPA ni otros productos químicos tóxicos, lo que los hace seguros para el uso diario.
8. No son porosos: Los platos de vidrio no absorben grasas ni sabores, lo que los hace ideales para servir diferentes tipos de alimentos.
En resumen, los platos fabricados de vidrio termoendurecido son una excelente opción para cocineros profesionales y amateurs, ya que son resistentes, duraderos, y presentan una apariencia elegante. Además, al ser 100% reciclable, también es una opción sostenible para aquellos que buscan reducir su impacto ambiental. VER COLECCION

Categories:

Comments are closed